“Soy el que es nadie, el que no fue una espada
en la guerra. Soy eco, olvido, nada.”


JORGE LUIS BORGES

jueves, 1 de mayo de 2008

Este verso

L'eglise D'Auvers sur Oise, 1890 - VINCENT VAN GOGH

Estos versos no pretenden ser 
la piedra de bóveda de la constelación
que cada día se enciende en la memoria.
Estos versos se alumbran en el alféizar 
de la razón y cruzan el pretil de la piel,
penetrando cada muro del cuerpo.
Estos versos son el rosetón de la vidriera,
el arbotante de cada estrofa sostenida
por gárgolas que tocan vanas trompetas.
Estos versos son el parteluz del pórtico
desde el cada noche se puede contemplar 
la cúpula de este firmamento de palabras.
Estos versos son los contrafuertes
y los estribos
 de cada poema
escrito 
sobre cimientos de ceniza.