“Soy el que es nadie, el que no fue una espada
en la guerra. Soy eco, olvido, nada.”


JORGE LUIS BORGES

domingo, 19 de diciembre de 2010

Alumbrándome con un haiku

Sin título 16, 2010 – MIRTA BENAVENTE

A ti, madre.

Luz de la vida,
continúa alumbrándome
ahora en la muerte.

22 comentarios:

  1. en esa luz nos encontraremos


    Un abrazo grande llenito de buenas energías para ti y los tuyos recibe en estas Fiestas
    besos José

    ResponderEliminar
  2. He leído el haiku, escuchando a Pavarotti, a Aute, a Morente...un haiku como este tuyo da mucho de sí, queridísimo Jose.

    Y más aún, con un jarrón lleno de violetas.

    Besos, con cariño inmenso.

    ResponderEliminar
  3. Te alumbrará en toda la eternidad, no lo dudes.

    Maravilloso haiku.

    Un abrazo Noray

    ResponderEliminar
  4. Seguirá alumbrándote toda tu vida.

    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  5. Así es la vida
    cuando en la luz no hay muerte
    sombra ilumina


    Te deseo felicidad, te abrazo fuerte.


    Mamen

    ResponderEliminar
  6. hoy quería dejar mis flores aqui.
    en este lecho que huele todavía a azahar y jazmines, en esta cama de versos que cubrimos con rosas para que Ella repose como el ángel que es.

    hoy querría de corazón poder abrazate, como cada día en que comparto ese hueco que ha dejado en tu vida desde que se fué de aqui.

    pero si cierras los ojos, te abrazo.
    si estás en silencio, escuchas esas arias todavía con Ella, le abrazas y te abraza, está siempre junto a ti.

    debió sentirse tan orgullosa por haber tenido un hijo como tú...... debió ser tan feliz a tu lado..

    todo queda, y todo vive.
    en su ausencia su recuerdo y en tus poemas su aliento y su vida.

    ResponderEliminar
  7. Ella vive en ti.
    Una madre es todo.
    Te beso

    ResponderEliminar
  8. YA HAN PASADO DOS AÑOS Y CADA VEZ ESTÁ MÁS VIVA DENTRO DE MI!!! TAMBIÉN PAPÁ E ISIDRO Y LOS ABUELOS Y JUANELA Y LOS TÍOS Y PRIMOS QUE YA NO ESTÁN Y ALGUNOS AMIGOS Y LOS AMIGOS DE NUESTROS PADRES Y TANTOS Y TANTOS QUE NOS LLENARON LA VIDA Y AUN SIGUEN LLENÁNDOLA Y ALUMBRÁNDONOS. LES DEBEMOS TANTO EN ESTA VIDA!!!
    TE QUIERO, HERMANO. PRECIOSO HAIKU!!!

    ResponderEliminar
  9. Hoy no tenías que decir más. Me has llegado. Me has poseído. Te has adueñado de mi percepción y has hecho rebosar mis sentimientos, porque querido José Alberto, para mí la figura de la madre está incluso por encima del concepto de divinidad. Tuve una madre abnegada y ejemplar que me hizo quien soy y la perdí hace dos años. Aún no me recupero del todo ni creo que me recobre totalmente. Quedará siempre ese hueco intransigente que como un vampiro drena mi aire y mis fuerzas por momentos... Ella esta contigo, no te quepa dudas. Privilegio de madre haber tenido un hijo como tú. Privilegio tuyo poder decir que ella te acompaña y que la sientes, mientras escribes. Un fuerte, fuerte abrazo, Noray. Perdona lo extenso del comentario. Hoy estoy particularmente sensible y tu haiku hizo que de mí brotara todo este torrente de emociones...

    ResponderEliminar
  10. Sin ánimo de importunar, el haiku en su estructura clásica, se asienta en versos de 5 / 7 / 5. En este caso y teniendo en cuenta los acentos, cuento 5 / 8 / 6.

    Saludos.

    Raúl Sueldo

    ResponderEliminar
  11. Luz de la vida (5)

    continúa alumbrándome (8-1=7 por terminar en esdrújula)

    ahora en la muerte (5 por sinalefa y unión de vocales)


    Saludos

    ResponderEliminar
  12. En estas fechas echamos de menos especialmente todas esas luces que nos alumbraban.
    Es una preciosidad lo que escribiste, Noray.
    Un abrazo muy fuerte.

    ResponderEliminar
  13. Si en tu corazón la llevas, hasta tu propia alma se iluminará.

    Un Abrazo.

    ResponderEliminar
  14. la muerte sólo puede caminar entre la vida, y la vida nunca deja de ser, mientras exista una luz que la alumbre

    besos Noray

    ResponderEliminar
  15. Siempre sos un pedazo de vida muy especial Noray

    un abrazo fuerte!

    ResponderEliminar
  16. Tu haiku me paga fuerte un día de nochebuena perdí a mis padres y no hay consuelo.

    ¿Por qué será que siempre tu palabra es cobijo?


    Va abrazo querido poeta.


    M.

    ResponderEliminar
  17. Muchísimas gracias, un honor ilustrar tu Haiku!
    Muy emocionada te mando un abrazo!

    ResponderEliminar
  18. Y que esa luz nunca nos abandone.

    Besos

    ResponderEliminar
  19. Vengo a desearte, José Alberto, una Navidad junto a tus seres queridos a la medida de tus deseos. Que todo a cuanto puedas aspirar se materialice para ti de mil maneras en 2011 y sobre todo, que goces de envidiable salud y de muchos afectos, que es lo más importante. Un fuerte abrazo y gracias por tu inspiración y por tu muy apreciada amistad.

    ResponderEliminar
  20. Precioso e perfecto haiku, con mucha luz,
    Feliz Navidad,

    Clara

    ResponderEliminar

Inexorablemente, dos somos infinitamente más que uno.