“Soy el que es nadie, el que no fue una espada
en la guerra. Soy eco, olvido, nada.”


JORGE LUIS BORGES

lunes, 10 de noviembre de 2008

Las últimas horas del día

Cor, Tempo, humor e movimento, 2002 - ARMANDO AGUIAR

Es domingo,
atardeciendo,
miro tras el cristal
de mi ventana
y no veo nada.

Todo es un gran puzzle
a medio hacer y sin futuro,
hay demasiadas piezas
y muy poca paciencia,
escasas soluciones
y demasiado hastío.

Es domingo,
atardeciendo,
el aire empuja
las nubes suavemente,
desplegando en silencio
el color de la noche.

Allá, a lo lejos,
veo otra ventana oscura
y una farola dormida
y detrás, en la penumbra,
a otro ser humano pasando
las últimas horas del día,
lleno de incansable rutina,
de rabia contenida
y de profundo silencio.