“Soy el que es nadie, el que no fue una espada
en la guerra. Soy eco, olvido, nada.”


JORGE LUIS BORGES

miércoles, 20 de octubre de 2010

Sentado en este mismo muelle

Z de azul, 1997 - ROBERTO GONZÁLEZ FERNÁNDEZ

Son tantos días y noches
sin dejar de soñarte un momento,
tantos amaneceres acariciando
con ternura cada trozo de tu cuerpo,
enhebrando cada uno de los fonemas
con los que te nombro en mi silencio.

Son tantos versos inacabados
los que he silueteado sobre tu piel
bajo la mirada cómplice de la luna,
tantos versos ardientes y sin rimas
surcando el vértigo de tu cintura
en este inmenso mar de ausencia.

Son tantos sueños tangibles
los que he vivido aquí junto a ti,
sentado en este mismo muelle,
cuando comienza la puesta de sol
sobre el rumor de tu nombre deshabitado,
que siento que cada poema es un sueño.

21 comentarios:

  1. Estoy aqui,
    al otro lado de tu pantalla,
    'al otro lado de tu frontera',
    te leo una y otra vez
    y cualquier verso que me nace
    me parece poco
    para responder a tus versos.

    Eres el más grande Noray.

    Te abrazo,
    Ad Infinitum.

    ResponderEliminar
  2. es una delicia cada palabra que usas y la imaginación viene a posarse junto a esta ventana

    besos y abrazos

    los sueños hay soñarlos completos
    y si nos cuestan esperas más les deseamos
    hay que habitarnos en cada idea
    desde la marea que inunda todo verbo
    porque en la palabras te pienso
    se hace realidad ese modo de sentir intenso

    ResponderEliminar
  3. Querido Noray tienes una sensibilidad exquisita para conjugar tantos sentidos, ese cuadro es el ideal para esos versos plagados de espera y de amor del bueno el que casi no desespera aunque sueño sea.

    y la música..... me chifla

    ResponderEliminar
  4. sitting on the dock of the bay
    excelente versión original...auqnue también me gusta la versión de pearl jam

    más besitos

    ResponderEliminar
  5. Ultimamente mi querido Noray tus versos son tan bellos que realmente uno desearía ser la eterna protagonista de ellos...
    Me estremecen.. que mas decir...
    Transmiten mucha belleza y mucha entrega aún desde ahí ... desde ese muelle... desde la distancia!!!
    Mil besos a tu alma!!!

    ResponderEliminar
  6. Me alegra comprobar que sigues con tu sensibilidad intacta.

    Me quedé sin poder asistir al encuentro de Alcalá ¡cómo me habría gustado estar!

    Un beso enorme.

    ResponderEliminar
  7. Sensible es poco, profundamente humano diría yo. Un abrazo amigo y poeta Noray.

    ResponderEliminar
  8. No me repongo de tu palabra anterior y llega nuevamente el viento de tus versos arrasándolo todo.


    Me reclino ante tu alma de poeta.


    Te abrazo.


    M.

    ResponderEliminar
  9. Eres un inmenso navegador de la ausencia,
    un espacio que exploras con infinita belleza.
    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  10. Recuerdos que parecen sueños
    soñados con alma de poeta.

    Un abrazo fuerte

    ResponderEliminar
  11. Cada poema es, Noray, efectivamente, un sueño; un mundo; un universo contenido en sí mismo, con sus propias atmósferas y metáforas que lo habitan y lo hacen vivo. Eres entonces, poeta, hacedor de sueños, hacedor de mundos. Un fuerte abrazo. Siempre me conmueve el lirismo de tus versos.

    ResponderEliminar
  12. Tanto para dar, tanto, tanto, en la inmensidad
    de tu alma.
    No se escucha la música, volveré...
    Siempre vuelvo Noray para llenarme de tus versos
    que me hacen soñar.
    Tienes una fuerza increible para mover las energías y para amar en sueños.
    Te beso Noray

    ResponderEliminar
  13. Sólo hay que dejarse llevar por esos sueños envueltos en poemas que te hacen acercarte a lo que deseas.

    Delicado.

    Un abrazo,

    ResponderEliminar
  14. El sueño es soñarte
    Soñarte vida y arte
    Verso desnudo al descubierto
    Soñarte beso
    Soñarte aurora que no nazca de la bruma
    Sentirte mar de espuma
    Océano inmediato
    Decir ahora y ser ahora
    Hacerse instante verdadero
    Tener las manos llenas
    Y los bolsillos vacíos
    Y el alma en cueros
    Las alas "en plena forma"
    A punto para volar a tiempo
    La imaginación al viento, prodigiosa
    El sentimiento en flor como la rosa más preciosa
    Los sueños volando estrellas, cercando lejanías
    Noches durmiendo junto al agua
    La luna de alimento
    La vida sólo una, la vida sólo sueño e instante y premura
    El sueño tuyo por creerlo
    Por beber de sus aguas
    Por hacerte su sustento
    Con el aire de tus versos


    De todo lo que provocas con tu poesía, un día te vamos a tener que hacer un monumento, querido Noray. Allí en tu isla, en medio del océano, como un C. Colon con su dedo alzado pero apuntando hacia nuestros corazones, en vez de hacia las Américas lejanas…
    Un beso

    ResponderEliminar
  15. Me he quedado despalabrada otra vez... cuánta hermosura en tus palabras...
    Besitos

    ResponderEliminar
  16. "Sobre el rumor de tu nombre deshabitado". Ese único verso me ha dejado con la boca abierta.
    Me inclino ante la sensibilidad del autor.
    (No es que la acabe de descubrir, es que cada día me emociona y conmueve)

    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  17. Tus poemas son un gozo para el alma, resulta difícil comentar sin caer en la repetición, maestro.

    ResponderEliminar
  18. Los fonemas para nombrar y el nombre deshabitado...
    Están separadas las dos metáforas, pero forman una antítesis preciosa, perfecta y pérfida, como la vida.

    Un beso enorme.
    Laura

    ResponderEliminar
  19. Divinas letras sensibles y que llegan al alma.

    Esperando que estés genial te mando un abrazote.

    Rocío

    ResponderEliminar
  20. Son varios días ya los que navegaba sin llegar a puerto y hoy, cuando he recalado en el tuyo, he encontrado la belleza de esta nueva imagen de tu Noray y tu océano.

    Y, como siempre, la dulce nostalgia de tus versos serenan mi alma, mi querido amigo.

    ResponderEliminar

Inexorablemente, dos somos infinitamente más que uno.