“Soy el que es nadie, el que no fue una espada
en la guerra. Soy eco, olvido, nada.”


JORGE LUIS BORGES

viernes, 4 de junio de 2010

Sobre la paz de nuestro lecho

La última cama, 1983 – NEMESIO ANTÚNEZ

Mis labios beberán la palabra
que nacerá de tus labios
cuando hiera la noche.

Mis ojos beberán el silencio
que manará de tu vientre,
al romper el primer alba
sobre la paz de nuestro lecho.

11 comentarios:

  1. ¡¡¡Qué bonito!!!
    Un fuerte abrazo, esperando dártelo personalmente en nuestro primer encuentro en Alcalá o Madrid.

    ResponderEliminar
  2. El único lugar del mundo donde se encuentra la paz, feliz y lamentablemnente al mismo tiempo.
    Precioso poema.

    Cariños!

    ResponderEliminar
  3. Precioso poema!!!
    ...y yo me pregunto, como es posible tanta y tan buena inspiración.

    Noray las musas son tus fieles compañeras, sin duda.

    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  4. el mundo debiera ser más pétalos de rosa... pero con menos espinas, verdad?


    Saludos y un abrazo enorme.

    ResponderEliminar
  5. Noray, suena a ultratumba y todavia nos queda mucho por vivir, mucho que experimentar y mucho que disfrutar.
    La paz del lecho y la paz del día a día es muy importante.
    Un abrazo inmenso querido Noray

    ResponderEliminar
  6. Grandiosa paz la de tus versos.

    Un abrazo,

    ResponderEliminar
  7. Suena a serenidad y a felicidad colmada, a entrega absoluta e indudablemente a amor. Romántico y delicioso.

    Un besazo.

    ResponderEliminar
  8. Que reine la paz
    en el silencio
    de la noche.

    Un abrazo

    ResponderEliminar
  9. el silencio abraza siempre la paz de las palabras y la belleza de leer tus versos

    besos Noray

    ResponderEliminar
  10. Linda la paz de estar en el momento adecuado con la persona adecuada. Un abrazo

    ResponderEliminar

Inexorablemente, dos somos infinitamente más que uno.