“Soy el que es nadie, el que no fue una espada
en la guerra. Soy eco, olvido, nada.”


JORGE LUIS BORGES

sábado, 20 de febrero de 2010

Se despierta el bosque


El despertar del bosque, 1939 - PAUL DELVAUX

Se despierta el bosque
en las yemas de la noche
sobre los insomnes labios
que esperan la floración
de la carne fugaz
en las aristas rotas
del último crepúsculo.

Se deshoja la vida
entre el polimorfo sudario
de la morada hojarasca
con aromas de azahar
y los brotes de una metáfora
que supura entre las heridas
de esta puesta de sol.

Se despierta el bosque
sobre la línea abscisa
de una voz siempre furtiva
que se alza en la vigilia,
como una quimera,
entre el denso infierno
y el desnudo paraíso.

Se desflora la muerte
como una mariposa de aire
con finas alas de cera
en el temblor del útero ardiente
y el suave rumor de la savia
lubrica las entrañas
de este secreto lenguaje.

15 comentarios:

  1. La última estrofa es un poema en sí misma.

    Feliz discurso élfico, nínfeo, lleno de humedales y enraizado al corazón del que escribe.

    Un beso, o dos, o tres...
    Laura

    ResponderEliminar
  2. Bellísimo amigo,
    Nada más que añadir.
    Fue grata la visita.

    Cálido abrazo.

    ResponderEliminar
  3. Y tu cuerpo reposa en un lecho de hojas,
    mientras decides dormir
    y soñar con cada hoja convertida en verso,
    con cada ráfaga de viento
    que te trae la inspiración.

    ResponderEliminar
  4. Se despiertan, uno a uno, todos los sentidos al leer tu poesía y se embriagan de belleza con tus versos.

    Un fuerte abrazo.

    ResponderEliminar
  5. Ninfas del bosque
    en las aristas
    rotas del crepúsculo.

    Siempre bellos
    son tus versos.

    Un abrazo

    ResponderEliminar
  6. "...entre el denso infierno y el desnudo paraíso"... maravillosas letras hilvanando sombras que en vez de oscurecer iluminan los sentidos...

    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  7. Que bonito el bosque lleno de hadas y duendes!!
    Y tu poema hermoso también Noray
    Un abrazo

    ResponderEliminar
  8. Paso siempre a darme una vuelta por este espacio y siempre me quedo embobada de las maravillosas obras de arte que cuelgas y de las letras que dedicas con tanto esmero y tesón.

    un abrazo.

    ResponderEliminar
  9. De acuerdo con Laura, la última estrofa es una maravilla.
    Me gusta tu muelle poético.
    Saludos.

    ResponderEliminar
  10. Encuentro precioso este poema, las imágenes que se van abriendo ante la imaginación son sorprendentes. Es un bosque que llama a la unión, a la entrega, a sentirse, y vivirse en plenitud. Hay sueños y realidades dentro de ese bosque que despierta a la pasión. Me gustó esa quimera entre el denso infierno y un desnudo paraíso. Así es la vida, así es el amor, así es la entrega. Entre el goce y el dolor.

    Un abrazo enorme, que tengas un buen día,

    Anouna

    ResponderEliminar
  11. Los brotes de una metáfora un secreto leguaje lleno de pasión que danza deshojando la vida del explorador que en el húmedo bosque al fin encuentra su quimera …besos

    ResponderEliminar
  12. Exquisito...un bosque donde los seres de la tierra y los árboles danzan en tus letras mientras se visten de quimeras que muchas veces laceran la vida natural.

    Me enkanto!

    ResponderEliminar
  13. SE despierta el bosque, cuando el poeta coge su pluma y escribe, y escribe....y escribe poesía..

    BEsos...inquietante cuadro.

    ResponderEliminar

Inexorablemente, dos somos infinitamente más que uno.